Inmarcesible: Priistas, genios y figuras hasta la sepultura


 

…Y cuando despertó

 Perdurar el tiempo que sea, como las cosas.

No ser más ni mejor que ellas.

Sólo ser, en medio de la mi vida,

parte del silencio de todas las cosas.

 Carlos Montemayor

 ¿Quién dijo que todo está perdido…Yo vengo a ofrecer  mi corazón?

Fito Páez

Joaquín Gamboa Pascoe retiró bustos de Fidel Velázquez y Leonardo Rodríguez para colocar su estatua  

Cumplen Las Patronas 20 años de dar comida a migrantes en Veracruz.

  • A los 92 años, Gamboa Pascoe develó su estatua de 2.70 metros en la CTM.
  • La figura en cuestión tuvo un costo de 470 mil pesos

 Octaviano Lozano Tinoco/Reportajes Metropolitanos

Una muestra palpable de que los priístas de hoy en el poder son los  mismo que se fueron conformado tras los generales sonorenses Plutarco Elías Calles y Álvaro Obregón, por aquella lejana década de los 20, donde el único verbo que conjugaban era el de “madrugar” y no pedían que les dieran sino que los pusieran donde, es la estatua que levantó para su ego Joaquín Gamboa Pascoe, líder de la Confederación de Trabajadores de México (CTM), en la misma sede sindical, que cumplía 79 años.

Sin importarle la violencia en el país, la incapacidad del gobierno para hacen su trabajo, la inestabilidad en los estados de Guerrero, Michoacán y Guerrero, la desaparición de los jóvenes normalistas de Ayotzinapa, la crisis económica en el país o la baja de los precios del petróleo, Gamboa Pascoe, a sus 92  años,  develó la estatua  de  2.70 metros de altura y con un peso de 198 kilos, con un costo de 470 mil pesos la cual fue patrocinada por el sindicato automotriz de Chrysler México.

 

¿TRABAJADORES JODIDOS?

Quien acuñara la frase “¿Qué, porque los trabajadores están jodidos yo también debo estarlo? A mí nunca me verán descalzo ni de guaraches”, es de los pocos dirigentes que nunca trabajó como obrero.

Al retirar los bustos de los líderes cetemistas Fidel Velázquez y Leonardo Rodríguez Alcaine, para colocar su estatua en el lobby de la sede de la CTM, en la calle Vallarta, colonia Tabacalera,  Gamboa, en el acto, dijo que la Confederación que dirige no está en pleito con los empresarios para una revisión y como una forma de trato, sino se busca el diálogo, la verdad y la justicia, para que sea comprendida tanto por ellos como por los obreros; “entendemos el sindicalismo como forma de prosperar y trabajar”.

“No nos verán gritar en las calles, invadiéndolas y menos ofendiendo a nuestra bandera, como aquellos que la queman, como aquellos que son pagados para generar el desorden y para hacer que se detenga el país, que así se desprestigia México y que digan que es inseguro”, señaló.

 

MILLONARIO Y EXHIBICIONISTA

En el libro “Los amos de la mafia sindical”, editorial Planeta,  Francisco Cruz Jiménez, afirma que “a diferencia de Fidel Velázquez, el marrullero dirigente casi eterno de la CTM, que guardaba las formas y no exhibía riquezas, Gamboa Pascoe (nacido en mayo de 1922) es un millonario al que le gusta mostrar las delicias del dinero en abundancia.

“Se comporta como una especie de aristócrata del contrato de protección a empresas, un degustador de la buena vida que por desgracia debe perder horas en la atención de asuntos proletarios por lo demás tan redituables, un mercader de la fuerza de trabajo que al final de los regateos se regala compensaciones de ensueño (casimires finos, camisería de diseñador, zapatos de pieles exóticas, restaurantes de lujo, autos BMW y Mercedes Benz, residencia en el Pedregal de San Ángel, cacería, golf”.

Ese es el soliloquio del poder priísta que como ya no habla con nadie, se conforma con verse al espejo y pronunciar solemnes discursos.

 

LAS  MEXICANAS QUE APOYAN A MIGRANTES

Mientras en México hay grupos de facinerosos que secuestran y asesinan a migrantes, haciendo el negocio de su vida valorado en 250 millones de dólares al año, la comunidad de las Patronas, mujeres ejemplares, cumplen 20 años de socorrer y dar alimento en las vías del tren a los centroamericanos que cruza el país por Veracruz expulsadas de sus naciones por el sistema neoliberal rapaz en busca del sueño americano.

No es nuevo el secuestro de migrantes centroamericanos, algunas de las personas más pobres en el continente. Todo mundo recuerda la masacre apocalíptica de 72 migrantes indefensos y atados de manos en el municipio de San Fernando, Tamaulipas, asesinados en 2010 a palos por criminales.

Al corazón criminal y monetarista, está el corazón amoroso de las patronas que ayudan en su peregrinar de la muerte a los migrantes que pasan por México

En los festejos por los 20 años de las patronas, según reportó la prensa, en una misa oficiada a un lado de las vías del tren, en Amatlán de los Reyes, en Veracruz, el obispo de la diócesis de Saltillo, Raúl Vera López, dijo que  las mujeres de la comunidad La Patrona contradicen el egoísmo, la soberbia y la voracidad que entre políticos y gobernantes han llevado al caos, donde la gente se tiene que mover para sobrevivir.

 

EL VERDADERO ROSTRO DE MÈXICO

El pasado 14 de febrero, las patronas, encabezadas por Norma Romero Vázquez y su madre, Leonila Vázquez, cumplieron 20 años de pararse a un costado de las vías del tren y entregar comida a los migrantes que viajan como sombras en los trenes hacia el centro del país.

El padre Vera dijo que al quitarse la comida de la boca para dárselo a los demás, las patronas rompen con esa mentalidad chueca y distorsionada de que la comida es una mercancía, cuando de ella depende que vivan los seres humanos; no es posible.

Leonila Vázquez Alvizar, de 77 años de edad, fundadora de las patronas, dijo: “Yo me siento contenta, me siento gustosa de llegar a los 20 años –sin saber que se iba a celebrar de esta forma.

Aseguró que seguirá en este servicio hasta que Dios me preste vida; yo ya tengo mi edad, pero si me acabo, quedan mis hijas. Para ellas la migración es un tema que nunca va acabar, y como ya saben que uno aquí los ayuda, van a seguir pasando.

Ese es el verdadero corazón de México que late y permite seguir adelante, pese a todas las tragedias.