Candidatos a diputados bajo sospecha


Alejandro Moguel 

Uno de los conceptos más distorsionados de la democracia es la representación popular. La conformación de los Congresos dejó de ser hace mucho la concentración de los intereses del pueblo y se fue convirtiendo en cuota de grupos o personas que ambicionan un escaño en el poder para figurar en otros ámbitos.
Ha sido también coto para poner a personajes de dudosa trayectoria que saltan a la curul para lograr cierta impunidad, después de 3 años todo queda olvidado.
El ejemplo más claro es Samuel Gurrión, alguien que de la noche a la mañana se presentó como millonario y quiso probar en la política para convertirse en el Rey Midas, aunque sus aspiraciones son un chiste, pues es la nueva edición de la Ley de Herodes.
Qué decir de Fredi  Gil Pineda Gopar, quien encontró en el fuero impunidad a su actuar como alcalde de Santos Reyes Nopala.

moguel netzahualcoyotl

BRILLANTES EX “FUNCIONARIOS” TRAS LA DIPUTACIÓN Y EL FUERO

Pues ahora no será distinto. Los más corruptos funcionarios preparan sus registros como aspirantes a una candidatura por los partidos amigos del gobernador Gabino Cué, para que puedan dormir tranquilos los próximos 3 años y no en una celda de Ixcotel.
Netzahualcóyotl Salvatierra, ex secretario de las infraestructuras, buscará una curul por el PAN lo mismo que Edgar Guzmán Corral, quien pasó de noche por la Sedafpa; ambos son ejemplo claro del enriquecimiento a partir del uso de los recursos públicos, pues el rancho que tiene Guzmán Corral con ganado holandés nunca lo hubiera imaginado antes de ser funcionario o restaurante de Gourmet que presume el buen Netza y con el que claro, también hace negocio con la representación de Oaxaca en el Distrito Federal.
Si como dicen, el PRD postulará a Jorge Castillo como candidato, será otra postulación que esté lejos del interés popular, pues a este señor sólo lo conocen los que han hecho negocios con el gobierno de Cué o participado en sus complicidades.
Qué decir de los legisladores locales, que ni bien terminan su responsabilidad y ya quieren saltar a otro espacio. Si tuvieran vergüenza, ninguno de los diputados locales debería aspirar a otro escaño por el rezago que tiene la legislatura en leyes como la educativa o la indígena.

moguel samuel gurrion

¿Y LOS PARASITOS DE ACCIÓN NACIONAL?

No han legislado, pero sí quieren una dieta más alta en el Congreso federal como Sergio Bello o Leslie Jiménez, dos parásitos del sistema partidista que obtuvieron su cuota.
En el PRI la situación también es deprimente. Manuel García Corpus ha hecho lo que los Serrano Toledo en el PRD; su hijo es diputado local y él quiere ahora la diputación federal; también sigue manejando el recurso de Sagarpa a conveniencia y el enriquecimiento que es notorio en sus autos y casas, ha sido del presupuesto público.
Digamos que en la aspiración de todo individuo es sano buscar un mejor nivel de vida, mejor ingreso y hasta una posición social, dentro del esquema en que estamos, pero en el caso de estos personajes su aspiración es ambición y la ambición ya no considera medios éticos para conseguir su finalidad. El problema no es que quieran ser diputados federales y obtener una cuota para su grupo, el asunto es que no han tenido un buen desempeño en la función pública y algunos están incluso cuestionados por actos de corrupción, que menos serán aclarados al llegar al Congreso en el que no llevarán la representación ciudadana, aún cuando la reforma abrió para esta elección esa posibilidad.
La decisión, al final, será de grupos y no de personas que realmente tengan un proyecto mínimo de atención a la sociedad. Empieza pues el circo electoral y con ello, nosotros los espectadores, nos deprimimos en vez de divertirnos. Así la democracia nuestra.

moguel sergio bello guerra